General

La sociedad

Este es un artículo de opinión que escribieron Àngels Ciurana y Marina Herrera de 2º de ESO A sobre un tema que les preocupaba.

¿Piensas igual? Añade un comentario.

  LA SOCIEDAD

La sociedad de hoy en día vive con prejuicios, ese miedo al qué dirán de ti, que pensaran, si hago esto ¿quedaré mal?

Me cuesta decir qué hay comentarios que hoy en día se hacen como si nada, criticando tu forma de ser, tu forma de pensar. ¿Esta es la cultura que queremos construir, es el mundo que queremos evolucionar?

Es lamentable que hoy en dia tenga que ser comentado por todo el mundo como si te tuvieran que decir ellos como tengo que ser, también hay personas que piensan que  la gente no puede tener errores comos si todos fuéramos perfectos.

Actualmente las redes sociales están llenas de críticas, en mi opinión una crítica hay dos formas de verla, una constructiva y la otra una arma, si una arma, una manera de hacer daño sin inteligencia. Eso si después son muy cobardes porque detrás de una pantalla todo el mundo se atreve pero cuando hay que hablar a la cara y solucionar las cosas: uy, no, no…

Si nos fijamos hay gente que sufre el bullying: maltrato físico y/o psicológico que recibe un niño por parte de otro u otros, con el objetivo de someterlo y asustarlo, crees que en nuestra sociedad del siglo 21 tiene que existir esto.

Hay gente que no se mete en la cabeza que no todos somos iguales , todos somos físicamente y psicológicamente diferentes y por eso , nadie, y digo nadie tiene que ser juzgado.

Después la frase ‘’se tu mismo’’ si haces caso viene el comentario de lo tienes muy subido y si no lo haces eres muy falsa, sino te ríes que amargada eres si te ríes no paras de llamar la atención, sino hablas que tímida, si hablas te crees mas sociables que nadie, entre varias.

Pero a qué punto hemos llegado de que no puedo ser como quiera, que por venir de otro país o ser de otro color tenga que ser juzgada, que por el simple hecho de estudiar te digan empollona, ¿esto es lo que estamos construyendo ? Claro se me olvidaba.

Después hay personas que dan todo de ellas y no reciben nada, también me da pena de la gente buena que hay que no sea reconocida como tal.

Hoy en día el autoestima es un debate , yo pienso que es bueno tenerlo alto porque ya es suficiente con la gente haciendo daño para que te hundas aún más ,con esto quiero decir que hay gente que lo pasa mal ,que llega a su casa todos los dias llorando ,ya sea porque le dicen cosas o se metan con ellos, creo que hay gente que vale la pena y otros que la dan.

Es un tema que por mucho que yo lo diga o me enfade por esto no va a cambiar pero si nos unimos como una piña si dejamos de reír las gracias , dejamos de apoyar a cosas que seguro que no nos gustarian que nos hiciesen, podremos solucionarlo .El mensaje es bastante claro, deja vivir, todo el mundo se puede mostrar como es de verdad ,sin comentarios ,sin prejuicios,sin miedos, cada uno es libre de decir lo que le convenga.

También quiero añadir a que las personas sueñen, que se diviertan, se rían y dejar de mirar por los demás y mirar un poco mas por ti , el simple hecho de decirte me quiero a mi misma solo eso te hace mas fuerte, solo eso te hace pensar mucho más en ti, porque recuerda que sino te quieres a ti misma no vas a poder querer a los demás.

Una cosa también importante es respetar, que ser diferente no tiene que ser una problema sino una virtud, que por tener otra personalidad no es ningún error.

Añadir que nadie es perfecto , las personas cometen errores y no por eso las hace menos, la vida es así, te caes y te levantas, de un error se aprende, y se rectifica. ¿Y si fuéramos perfectos y iguales que nos haría diferente? Quiérete, respétate, eres perfecto tal y como eres, créetelo. Querida sociedad de hoy en día, vamos a intentar cambiarla.

Categories: Expressió escrita, General | Deixa un comentari

A través de la ventana

Al “taller d’escriptura” de 2n d’ESO l’alumnat ha estat practicant en grup a fer diferents tipus de relats. Aquest ha estat seleccionat perquè tracta un tema delicat de forma molt propera i està molt ben contextualitzat.

Les seves autores són: Blanca Barrero, Alba Gassó, Mireia Mejías i Maria Pedret (de 2n ESO B)

¡Espero que en gaudiu de la lectura!

A TRAVÉS DE LA VENTANA

Sus miradas se cruzaron por primera vez a través de la ventana, una noche en la que ninguna de las dos podía dormir. Abdul ya hacía rato que roncaba, abrazado como todas las noches al cuerpo de su esposa, Asma. Karima había salido a mirar las estrellas, a imaginar en ellas mundos a los que poder escapar. Con tal solo ver su rostro reflectado en los ojos de la otra, sintieron como si las palabras acalladas por la opresión, la frustración, el dolor… salieran de sus labios gritando a pleno pulmón. Y la noche siguiente se volvieron a ver. Y la siguiente también. Y así pasaban las semanas, hasta que se encontraron una tarde en el mercado de su pequeña ciudad al lado de la capital, Al-Riyad.

Creo que ya es hora de que nos digamos algo, ¿no? −preguntó Karima sonriendo. Le había costado reconocer a la mujer que la traía loca desde hacía tiempo, ya que llevaba puesto el niqab obligatorio. Estaba acostumbrada a ver su pelo color chocolate cayéndole sedoso hasta media espalda.          

Asma no sabía que decir, así que cogió su bolso y se marchó. Estaba a punto de cruzar la puerta del mercado cuando notó la mano de Karima agarrándole el brazo.

Lo siento, no quería molestarte. Me gustaría invitarte a mi casa a tomar el té, si quieres −le propuso Karima.

Creo que mi marido no va a estar de acuerdo… −dijo Asma.

No será mucho rato. Por favor −insistió Karima. Asma, al final, asintió−. Genial, esta tarde a las cinco.

Y se hicieron las cinco. Y los nervios, que habían estado carcomiendo las entrañas de Karima toda la tarde, se apoderaron del todo de ella cuando el timbre sonó.

−Pasa, pasa −invitó Karima a Asma−. Puedes quitarte el niqab, estaremos solas.

Creo que no sería correcto -balbuceó la aludida.

−Te he visto un montón de veces sin él −le recordó Karima− Y tienes un cabello muy bonito.

Asma se sonrojó, y decidió que esa tarde no haría caso a las normas, a lo que le habían impuesto, a lo que su cabeza consideraba correcto o incorrecto.

−¿Vives sola? −preguntó extrañada. Las mujeres no solían vivir solas, al menos no en Arabia Saudita.

−Sí. Vivía con mi madre, que murió hace un año. Mi padre nos dejó cuando yo tenía cinco. No tengo más familia, es por eso que nadie me ha buscado marido. Trabajo en una fábrica textil aquí al lado, gano lo suficiente como para vivir, yo sola, sin depender de nadie; soy libre. Y me encanta.

Asma se estremeció débilmente tras esas palabras de Karima. La envidiaba muchísimo; ella era prisionera de un matrimonio que nunca había deseado con un hombre al que nunca había amado. Estaba harta de tener que conformarse, de tener que sufrir. Pero tenía miedo. Sabía lo que le hacían a las personas que no seguían con las normas; todo el mundo lo sabía. Y, al entrar en casa de Karima, al quitarse el niqab, había sentido como si, junto a ese velo que nunca había querido llevar, se quitara también el miedo. Karima era como una mecha. Una mecha que encendía la llama de su rebeldía. Y esa rebeldía iba creciendo, como su amistad. Hasta esa tarde lluviosa.

Estaban las dos amigas volviendo del mercado cuando oyeron los truenos y, acto seguido, empezó a llover. A llover muchísimo. Su casa estaba lejos y no podían permitirse un taxi, así que se refugiaron en un pequeño porche abandonado, esperando a que cesara la tormenta. Y, antes de que pudiera reaccionar, Karima cogió el rostro de Asma y la besó; un beso robado; un beso prohibido en un lugar prohibido.

Y cesó de llover. Y corrieron hasta la casa de Karima, y se volvieron a besar. Y pasaron así toda la tarde, sintiendo la adrenalina corriendo por su cuerpo, sintiendo el placer de lo prohibido… volviéndose adictas a ese placer.

Pero el invierno siempre llega, y la primavera de amor y emociones que vivían Asma y Karima duró poco. Pasaban mucho tiempo juntas, a escondidas, y Abdul empezó a extrañarse de que su esposa se ausentara tanto de casa. Así que decidió investigar. Una mañana que se suponía que debía estar trabajando, las dos enamoradas habían quedado en casa de Asma. Y, concentradas como estaban una en los labios de la otra, no se dieron cuenta de la presencia de Abdul hasta que su esposa notó que alguien la tiraba del cabello, separándola de Karima.

−¿Asma? −gritó el hombre−. ¿Qué estás haciendo? ¿Qué representa esto? ¿Quién es esta mujer? −Asma se quedó congelada, muda de terror. Abdul se giró hacia Karima, vociferando−. ¿Qué le has hecho a mi mujer? ¿Qué asquerosa enfermedad le has contagiado? ¿Cómo te atreves a tocarla? ¡Es mí mujer, es mía, de mi propiedad! −La sangre le hervía con fuerza en sus venas, y era completamente incapaz de pensar en ese momento−. ¡Voy a hacer lo que se debe hacer con la gente como tú!

−¡Abdul, déjala, por favor! −exclamó Asma, al borde del llanto−. ¡No es culpa suya! ¡Castígame a mí!

−¡Esposa, ya hablaremos de tu castigo, pero es ella la que te ha corrompido con deseos antinaturales!

Karima era incapaz de hablar, paralizada por el miedo. El hombre le agarraba del brazo con fuerza, y las lágrimas surcaban su rostro como ríos que van al mar.

−¡¿Antinatural?! −El miedo de Asma se había sustituido por la ira, por la rabia hacia el mundo y la gente como su marido que, al fin y al cabo, no era nada más que una marioneta controlada por esa sociedad de mierda. Pero tanto ella como Karima hacía tiempo que había cortado las cuerdas de sus marionetas−. ¿Es antinatural, el amor? El amor está presente en muchas formas: el amor de un padre o una madre por sus hijos, el amor entre hermanos, el amor que hay en una amistad, el amor romántico… ¿Si tantos tipos de amor son aceptados, porque no lo es el amor romántico hacia alguien de tu mismo sexo? ¿Por qué se nos acusa de enfermos mentales? ¿Acaso amar es una enfermedad, un crimen? −Una bofetada detuvo esa palabras que hacía tanto tiempo que deambulaban por su mente.

−¡Cállate, mujer! −pronunció esa última palabra como si de un insulto se tratara, y le dio una patada que la arrojó por el suelo, y se llevó Karima a rastras de la habitación.

Y, en la calle, empezó a arrojar piedras al cuerpo de Karima. La sangre salía a borbotones de las heridas junto a los gritos de agonía, mientras la sonrisa maléfica e insana de Abdul se ensanchaba cada vez más. Lapidación. Así es como se castiga el hecho de amar libremente en varios países aún hoy en día.

Asma oyó los gritos de súplica y dolor de su amada, y no dudó en usar su cuerpo como escudo. Su marido, que se había dejado llevar por la locura, no se había dado cuenta de que le estaba lanzando las piedras a su mujer. Y siguió arrojando más, y más… hasta que el corazón de Asma dejó de latir. Para siempre.

Un grito de dolor inundó el aire, y Karima le dio con una de las piedras al pecho de Abdul, dejándolo inconsciente. Abrazó el cuerpo de su amada, de la mujer que había ido a salvarle la vida… perdiendo la suya en el camino.

Empezó a llover, y las lágrimas de Karima se entremezclaron con sangre.

 

                                                         

Categories: General | Deixa un comentari

Relatos con toque navideño

El alumnado de 2º de ESO tenía que escribir unos relatos relacionados de algún modo con las Navidades y, aunque estas ya quedaron atrás, os damos la oportunidad de leer algunos de ellos:


Esa nochebuena

Era nochebuena, me estaba preparando para salir hacia casa de mis abuelos donde celebramos la cena.

Al llegar comenzaron los saludos, abrazos, besos… Y nos sentamos todos. Como cada año mi abuela había preparado todo un festín. En la cena hablaron de los temas de siempre: política, trabajo, regalos… Hasta que mi abuelo dijo:

-Va levantaros todos, coged los abrigos y vámonos a la misa del gallo.

Obviamente, todos los adultos aceptaron por compromiso, pero nosotros, los más jóvenes, comenzamos a rechistar, aunque al final no quedó otra opción. Salimos del edificio rumbo a la iglesia del barrio. Allí comenzaron otra vez todos los saludos, besos, abrazos…

Finalmente, nos sentamos; a la media hora más o menos la mayoría estábamos medio dormidos cuando se oyó un ruido muy fuerte. Todos miramos al frente y vimos a uno de los ayudantes del sacerdote en el suelo. En ese momento cundió el pánico: todo el mundo gritaba y hubo una avalancha. Cuando los primeros salieron también recibieron un disparo. Por la puerta aparecieron una mujer y un hombre encapuchados y comenzaron a matar a todo el que se les cruzaba.

El hombre se acercó a mi fila y me apuntó. En ese momento apareció la policía y le pegaron un tiro.

Por suerte, no sufrí ninguna herida, y pudieron salvar a todos los heridos menos al ayudante del sacerdote.

En ese momento comenzaron los aplausos.

Y ahora le tocaba el turno a los jueces. ¿Cómo quedaría? ¿Sería la historia ganadora de ese año?

Gisele Fernández


LA ESQUIADA

!Hola! Mi nombre es Pol y os voy a contar las recientes vacaciones de mi familia, durante estas fiestas, en el frío país de Andorra. Nuestra idea no era hacer turismo o ir de compras sino esquiar, como la mayoría de los visitantes de este blanco país.

Iniciamos nuestro viaje desde nuestra ciudad de residencia, Tarragona y después de tres horas de viaje y un par de paradas para estirar las piernas y comer llegamos al hotel. Aunque éste tuviera tres estrellas, lo cierto es que las instalaciones estaban bastante desgastadas por el tiempo y, por ejemplo, tenía las puertas de las habitaciones algo maltrechas. Aunque el antiguo aspecto del hotel pudiera echarte atrás a la hora de instalarte allí, la sala de juegos con un billar y un futbolín nos hicieron mejorar nuestra valoración, ya que nos permitieron finalizar el día jugando unas emocionantes partidas.

Pero, sin duda, lo mejor del viaje fue la buena organización de la agencia y del hotel y la comodidad de un bus gratuito que te lleva al funicular con el que subes a las pistas de esquí.

Llegamos al hotel a las tres de la tarde y, después de instalarnos, tomamos el bus que nos llevó al funicular. Justo al lado se encontraba una tienda de esquí en la que alquilamos todo el material necesario para mí, mi hermana y mi padre.

Al día siguiente, nos levantamos temprano y nos equipamos con el material para esquiar, desayunamos y pusimos rumbo a las pistas de esquí. El funicular era muy cómodo debido a sus confortables asientos y un soporte en la parte superior de la cabina para dejar los esquís, que pesan mucho. El viaje en esa cabina fue de unos quince minutos de duración, pero las increíbles vistas de los Pirineos y la blanca nieve en la que se reflejaba un espléndido sol, hacían que esos 15 minutos se pasaran volando.

Cuando llegamos a la pista, mi madre se quedó en el bar porque no le gusta esquiar y nosotros nos dirigimos a las pistas. Fue un día muy completo, ya que bajamos un montón de pistas muchas veces, pero en el último descenso hubo un problema. La pista era roja, una dificultad bastante difícil de por sí, pero la nieve estaba helada, lo que hacía de intentar frenar una pesadilla. La pista se componía de cuatro descensos. Mi padre y yo completamos la primera bajada sin complicaciones pero mi hermana se bloqueó de miedo y en vez de deslizarse con los esquís por la pendiente, decidió encogerse como una bola y bajar rodando hasta alcanzarnos. Mi padre y yo estábamos desternillándonos de risa.  Eso y un fallo en mi esquí provocaron que sufriera una caída en la nieve virgen quedando todo mi cuerpo cubierto de nieve menos mis dos piernas.

Después de este día lleno de emociones, volvimos al hotel a descansar y al día siguiente pusimos rumbo a Tarragona.

Pol Duch


EL GRAN SUEÑO DE PIPO

Hola soy Pipo, un perro simpático de apenas un año, y me gustaría explicaros cómo se cumplió mi sueño. A los pocos meses de nacer, mi madre fue atropellada por un camión y me quedé solo, completamente solo. Al cabo de un tiempo subsistiendo con la comida que me encontraba por la calle o que hurtaba en los mercadillos llegó la Navidad. Era una época que me traía buenos recuerdos porque siempre la había compartido con mi mamá, aunque ahora sentía una profunda melancolía. Tenía la esperanza de que alguien me acogiera y aunque las posibilidades eran escasas, mi espíritu navideño no se daba por perdido.  Deseaba con todas mis fuerzas que durante aquella Navidad encontrara finalmente mi sitio en el seno de una nueva familia.

Sin embargo, para que mi sueño se cumpliera tuve que callejear mucho. Durante toda la Navidad anduve sin parar. La mayoría de las personas a las que me acercaba me rechazaban, aunque alguna que otra antes de apartarme me daba algo que llevarme a la boca. Tenía cuerpo machacado de tanto andar. Además del cansancio, muchas veces la  gente me ahuyentaba a gritos de su  portal. Cuando se hacía de noche me encontraba triste y desolado, sin ningún lugar donde poder descansar un buen rato, puesto que al poco tiempo de instalarme en un sitio acogedor y refugiado de la lluvia, otros perros me expulsaban de este.

Finalmente, tras muchos días, los dueños de una casa me acogieron: Todo fue cuando, en un pequeño parque natural, a una niña que debía tener no más de 6 años se le escapó la pelota a un cercano lago. Desesperada por no poder cogerla se puso a llorar. Fue en ese momento en el que aparecí yo, Pipo, para acercarle el balón a la niña. Muy agradecida me acarició y besuqueó tanto como pudo pero… al cabo de un rato había llegado la hora de irse. Finalmente, después de tanto llorar sus padres me admitieron en su casa. Éste fue el regalo de reyes de la pequeña niña. Aquel día me sentí el perro más afortunado del mundo. Nunca me había sentido tan querido. Fue en ese momento en el que supe que el destino había escogido a esa familia para mí. Y ahora sé que nunca más me volveré a sentir solo.

Y esta es la historia de cómo Pipo, un perro de apenas un año, consiguió a una familia que le quisiera.

Iker Ferrer

Categories: Expressió escrita, General | Etiquetes: , , , , | Deixa un comentari

Crítica de cinema: El final de la pel·lícula Smoke o el conte de Nadal d’Auggie Wren

Visualitzeu el final de la pel·lícula Smoke

Per Raquel Rodríguez

Existeixen diverses formes de narrar un fet o una història: pot explicar-se amb paraules, amb dibuixos o simplement amb gestos. Totes són diferents entre elles i bones al seu torn, però cada persona té preferència per una d’elles.

Al final de la pel·lícula Smoke, dirigida per Wayne Wang, es narra una història prèviament explicada i després interpretada. Es tracta de la història viscuda per l’estanquer que inspirarà al periodista Paul Benjamin a escriure un conte de nadal per al periòdic The New York Times. De fet, és el Conte de Nadal d’Auggie Wren, escrit per Paul Auster, el qual també és el guionista de la pel·lícula Smoke.

Al principi de l’escena, l’estanquer i en Paul es troben asseguts en una cafeteria amb una conversa pendent. L’estanquer li explica la seva experiència de com una mentida va alegrar el Nadal d’una vella àvia. Mentre ell narra el principi dels fets, la càmera filma quasi estàtica, intercanviant només plànols de les cares dels dos personatges. A mesura que la història avança, el pla va centrant-se en l’estanquer i, de manera progressiva, va apropant-se cada cop més al rostre d’aquest, en direcció ascendent, fins a veure només la seva boca, d’on surt la història; a més, durant el final de la narració s’acaba filmant només la seva mirada de qui l’escolta, Paul Benjamin, la qual expressa a la perfecció i de manera molt directa els seus sentiments.

D’altra banda, un cop acabada la conversa entre els personatges, s’acaba la pel·lícula i apareixen els crèdits, i aquest és el moment en què es visualitza (sense paraules) la mateixa història explicada anteriorment però, aquest cop, interpretada per dos actors (aliens als vertaders protagonistes).

En la meva opinió, sóc molt més partidària de la història narrada que de la història interpretada. En el moment en què es narra un fet, l’emissor pot donar els màxims detalls possibles, però sempre serà feina del receptor el fet de crear, en la seva imaginació, el personatge o l’espai que s’està descrivint. Quan visualitzem una escena, ens estan plasmant un espai i unes característiques físiques que nosaltres no podem canviar, de manera que totes les persones que la visualitzen tenen una percepció gairebé idèntica del que veuen. És llavors quan es perd la capacitat de desenvolupar la imaginació i, per tant, l’essència de creativitat individual.

Categories: General, Magazine, Recomanacions | Etiquetes: , | Deixa un comentari

La màgia dels relats

 

Per Leyre Urbasos, Raquel Rodríguez, Aina Martínez, Mar Rodríguez

“Aquesta és la màgia dels relats infantils: poden transportar-nos a les profunditats de l’infern, però en realitat són inofensius. Ens fem grans, però no canviem. Ens tornem més refinats, però en el fons som com quan érem petits, criatures que esperen ansiosament que se’ls expliqui una altra història, i una altra, i una altra més…” (Paul Auster)

 

DE LA BELLA I LA BÈSTIA… JÚLIA I LA GUERRA

Per Leyre Urbasos

Abans de tot:

  • Bella: Júlia
  • Bèstia: La guerra, que es converteix en la pau
  • Pare de la Bella: Pare de la Júlia

La bondat abundava en aquella família gràcies a la Júlia. Era una nena molt espavilada i humil en comparació  a les seves germanes que només pensaven a sortir de festa i popularitzar-se. Ella podia passar les vint-i-quatre hores llegint llibres i cantant, però la seva prioritat ara mateix era ajudar el seu pare a preparar-se per anar a la guerra ja que va ser triat com a candidat per ser militar…

 clica, a sota, “continua llegint”

 

SABATES DE VELLUT

Per Raquel Rodríguez

Tot estava llest per aquella fantàstica nit. Havia aconseguit escapar de la vigilància de la Madrastra més bruixa de totes. Qui es pensava que era per prohibir-me sortir la nit del Ball Reial? Per sort, la meva fada madrina, la Madrina per a les amigues,  va aparèixer en el moment indicat amb els braços plens de bosses del Bershka. Era obvi que el que duia a les bosses era el conjunt que vestiria aquella meravellosa nit. Vaig posar-me els pantalons de lycra, la samarreta dels Led Zeppelin i els talons de vellut més alts que havia vist mai. No podia anar més guapa. Tot seguit, la madrina va fer aparèixer la Harley dels meus somnis, aquella que desitjava portar des de que tenia ús de raó, i vam emprendre el camí cap al castell reial…

clica, a sota, “continua llegint”

 

LA DORMIDA

Per Aina Martínez

“Hi havia una vegada una noia guapíssima que vivia en un palau  amb els seus pares, els reis del regne”. Així és com la meva mare començava les seves històries que m’explicava quan jo era petita. I sempre acabava dient: 

       -Tens molta sort de poder ser com la princesa d’aquell regne…                                           

clica, a sota, “continua llegint”

 

 INTERBLANCA

Per Mar Rodríguez

Tot començà sense hi havia una vegada.

Una bella dona s’aixecà per anar a passejar per la ciutat, però una gran ventada l’empenyé, i a terra acabà. Uns petits homenots vingueren a ajudar-la i a donar-li un lloc per estar, però haurien actuat de la mateixa manera si un home hagués estat? Va dormir profundament fins a l’endemà que es despertà. Veié una petita cuina, en la qual es posà a cuinar i sorpresa fou pels seus companys. Quina va ser la primera idea que li vingué al cap a aquella pobre dona, després de ser quasi assassinada pel vent, d’aquells petits individus que la van salvar?…

clica, a sota, “continua llegint”

Continua llegint

Categories: contes gens infantils, Expressió escrita, Ficció, General | Etiquetes: , | Deixa un comentari

Retos de escritura

escritura-e1449888581385

En clase de Taller de escritura de 2º de ESO se retó al alumnado a escribir un relato corto con unos requisitos:

  1. Que aparecieran tres palabras: blando, valentía, libro (2ºA) y sólido, herramienta, justicia (2ºB)
  2. Que usaran: narración, descripción y diálogo en el mismo texto.
  3. El tema fue libre.

Se escogieron los mejores de cada clase y aquí os los presentamos:

EL LIBRO por Pablo Aytés (2ºA)

El libro que elegí tenía la tapa de la portada de color verde oscuro, las puntas de las esquinas estaban reforzadas de metal pintado de color oro. En el centro de todo había un rubí de color rojo intenso, pero lo más raro es, que no había título.

Fui a preguntarle a la dependienta:

-Perdone, ¿sabe usted si este libro tiene el nombre apuntado en algún sitio?

-Lo siento pero si no está en la portada, no tiene nombre.

-De acuerdo.

Aun así, ese era el libro que quería  y ese fue el libro que cogí.

Cuando llegué a casa, saludé a mis padres, hice los deberes, cené y por último me reservé lo mejor, poder empezar a leer el libro. Acomodé la cabeza en la almohada y lo empecé. Era una historia de magia y ciencia-ficción muy interesante el cual iba devorando página por página. Paré de leer ya que no me lo quería acabar en un día. Soñé toda la noche en John, el protagonista del libro, y en sus aventuras.

Al día siguiente, cuando me desperté, en vez de tener la cabeza apoyada en un blando cojín, la tenía apoyada en el tronco de un sauce llorón. Me levanté, vi el entorno y me recordó al de la historia que me había leído. Luego me miré la ropa y vi que era la misma que la de John.

¿Quería decir eso que me había convertido en él? ¿Tendría la valentía suficiente como para continuar su viaje?


UNA AVENTURA DE VERANO por Iker Ferrer (2ºA)

Jack y sus amigos cogieron la bicicletas para hacer una larga excursión. Era obvio que era verano, de hecho, su ropa aclaraba dudas: todos con camisetas de manga corta y pantalones por encima de las rodillas. Además, en sus mochilas, llevaban bañadores y toallas, por si acaso.

Los destinos eran varios pero al final se decantaron por aquel espeso bosque, hábitat al que a todos les hacía ilusión ir. No tardaron mucho en llegar al camino que les llevaría a nadie sabe dónde a través del bosque. El agotamiento era cada vez más fuerte, pues el blando terreno impedía que pudieran avanzar al ritmo que les gustaría. A lo lejos se divisaba una casa que parecía estar abandonada:

-¡Mirad! ¡Allí hay una casa abandonada a la que podríamos ir! -dijo Jack

-Jope… está muy lejos. Además el terreno está mojado y nos impide avanzar sin cansarnos -dijo un amigo del niño

-Yo estoy con Jack. Si hemos venido aquí estamos por algo.- dijo uno de los chicos más valientes de la pandilla.

-Es verdad -contestaron los otros.

Dicho y hecho, los chicos habían emprendido camino a la vieja y solitaria casa. Cuando llegaron estaban bastante sedientos, ya que el agua no les había durado más de una hora. De repente el cielo se oscureció. Los niños entraron en la casa. La primera impresión no fue muy buena . Había un sótano lleno de telarañas, las paredes estaban mugrientas y las estanterías llenas de polvo. No tenía acceso al agua aunque viendo su exterior era de prever. Las escaleras chirriaban al pisarlas y la parte superior parecía devastada por las termitas y otros bichos.

Con coraje y valentía, Jack bajó al sótano. Las telarañas que habitaban la sala eran enormes. La luz no funcionaba, así que no pudo ver con claridad qué había ahí abajo. Al subir a la planta inicial, se escuchó un estruendo ruido. Asustados, se escondieron un par de libros que se habían caído al suelo. Además del ruido provocado por aquellos libros, también se podía escuchar un búho. El ruido era muy desagradable así que decidieron salir. La puerta, chirriando, se cerró antes de que lograran salir y detrás de ellos apareció un payaso que aparentaba el aspecto de un villano muy conocido, Joker. Éste era terrorífico, cara blanca, pelo verde, traje lila…

Finalmente y desgraciadamente, los padres de aquella pandilla ya no volvieron a ver a sus hijos. Ahora nadie sabe dónde están y si aún siguen vivos.

-Muy bien, me gusta mucho tu historia -dijo la profesora.

-Gracias, María José -respondió el alumno.


LIBROS DE KOWE por Lucas Pellicer (2ºA)

Todos pensaban que Kowe era raro, diferente, por el simple hecho de ser africano. Todos se reían de él en el colegio por ser “color caca”. Su único refugio de la discriminación eran los libros, pues en ellos podía ser lo que quisiera, desde un pobre campesino hasta el mejor ingeniero aeronáutico del país. Cada página que pasaba, nuevas sorpresas le esperaban y peligrosas aventuras aguardaban. Así era la vida del niño.

Un día, mientras sus profundos ojos de color negro se fijaban en las palabras, evitando de vez en cuando algunos de sus negros rizos rebeldes y despreocupados, que caían sobre sus gruesas cejas color azabache, se percató de que a su libro le faltaba una página. Pasaba de la 242 a la 245. Se volvió y vio al matón del colegio, Daniel, con el trozo de papel entre sus manos.

-¿Quieres esto? – preguntó desafiante

-La verdad es que sí. – respondió tímidamente Kowe

-¡Pues vete fuera de mi país, escoria! – se rio

Kowe no podía creer lo que sus oídos habían oído y, sin pensarlo dos veces, se lanzó en plancha contra el corpulento chaval y, armado de valentía, le asestó un puñetazo en la cara, dejándolo sangrando por el tabique nasal. Al recuperar la página se sintió muy ligero, casi ingrávido, y la momento apareció en una escena de su libro. Tocó el blando colchón de la cama de Dipper Pines, el protagonista, y se sintió más relajado que nunca. Se levantó y, al pasar por un espejo se dio cuenta de que ¡se había convertido en el chico! Salió al jardín y cruzó el bosque de cerca de su casa, decidido a desvelar un misterio como haría Dipper. Buscó en la corteza del árbol con compartimento donde estaba guardado el diario del detective y lo cogió pero, al darse la vuelta, descubrió que una oscuridad misteriosa le perseguía y echó a correr. De repente, del suelo salió un gnomo de jardín que vomitaba arcoíris y le hizo tropezar. Cayó al suelo y la oscuridad le engulló…

En el hospital todos esperaban que Kowe se recuperara pero su corazón dejó de latir. Daniel había ganado la pelea y dejado el chaval en coma. El director vio lo ocurrido y destinaron al matón a un centro de menores. En realidad, todo habían sido imaginaciones suyas. Y, aunque su vida fuera un infierno, Kowe falleció con una sonrisa en la cara: los libros que leía siempre estarán con él.


ANSTAY por Gerard Ros (2ºA)

Anstay era un asesino del Antiguo Egipto digno de admirar. Era alto, fuerte y robusto, con el pelo negro y largo, los ojos un poco achinados  y negros, una boca grande y la barbilla redondeada. El cuerpo era cuadrado, con los brazos largos y la manos grandes; unas piernas fibradas y largas. Especialmente le gustaba ir con el pecho descubierto para luchar, pero para explorar o alguna otra cosa lo llevaba tapado. Su traje estaba hecho de las mejores pieles de los mejores camellos. Su espada tenía la forma de un semicírculo, también llevaba una daga y un arco, pero lo que especialmente usaba eran sus propias manos. Su caballo era blanco como una nube y veloz como el viento. También tenía dos barcos, uno grande y otro pequeño. Su ejército llamado “Stohkill”, era el mejor del mundo. Aún nadie los había derrotado, ni tan siquiera habían matado a ninguno. Sus padres murieron en manos de la faraona Egipcia Cleopatra. Él nunca la perdonó, siempre busca la venganza y hoy es el día que irá a por ella. Tiene que hacer un gran recorrido para poder llegar a su castillo. Él iba con su ejército pero no para luchar, sino para tenderle una emboscada. Tardaron días en poder llegar, pero llegaron. Su castillo era enorme, era parecido a un gato con cabeza de humano. Tuvo que ir solo para pedir permiso para entrar. Todo el mundo sabe quiénes son, pero nadie sabía que la reina mató a sus padres, ni siquiera ella. Al llegar a las puertas, llamó y los abrieron. Ellos entraron y todos, menos Anstay, se quedaron fuera. Él se fue hacia el trono de Cleopatra.

-Hakay -saludó el asesino

-Hakay -respondió la reina -¿Qué haces aquí? -preguntó ella

-Vengo a darte el poder de mi ejército -respondió el hombre

-De acuerdo -afirmó Cleopatra -¿Supongo que quieres algo a cambio? -dijo ella

-Sí -dijo Anstay – Quiero que te cases conmigo -respondió velozmente

-¿Tienes valentía para decirle eso a la reina, pero digo que sí -la reina respondió

-A parte del ejército te quiero dar esto -sacó un libro -Aquí pone todos los nombres más importantes de los “Stohkill”

-¡Sí! -exclamó la reina

-Pues esto es todo -dijo Anstay -Adiós

-Adiós -se despidió la Cleopatra

Un año más tarde los dos se casaron. Él le regaló una página y el boli con la punta más blanda para que escribiera su nombre, y ella le regaló un trono al lado suyo. Los casados se dieron un beso y empezó el festín. Lo que los Egipcios no sabían es que los Stohkill tenían preparada una emboscada. Anstay llamó a su esposa para enseñarle una cosa que le había preparado. Ellos se fueron debajo de su templo. Mientras la pareja se fue, los asesinos mataron a todos los que estaban en su fiesta. Él llevó a Cleopatra a lo alto del reino para empujarla. En la cabeza del templo la empujó; ella no murió por la caída y Anstay dijo: ¡Por mis padres! Lanzó una flecha a la nariz de la estatua, esta cayó encima de la mujer y murió. Ahora Anstay tiene Egipto y la estatua no tiene nariz.


EL ESPEJO DEL CALLEJÓN por Teresa Ferrer (2ºB)

Cuando me miro al espejo roto del callejón, no veo al chico sonriente y seguro que era tiempo atrás. Las cosas han cambiado. Ni siquiera me reconozco. Ya no sé quién soy. El muchacho que veo parece una escultura de carbón. Va negro de arriba a abajo, incluso su pelo grasiento. Antes era color miel, como su antigua cálida mirada. Pero ya no. En lugar de dos ojos sonrientes veo dos pozos vacíos, como si hiciera tiempo ya que perdieron la esperanza. Las facciones de la cara son angulosas y carecen de mejillas; ni tan solo se conservan los mofletes. Lo único que me hace saber que ese soy yo son mis pantalones abombados, último regalo de mi padre antes de abandonarnos a mamá y a mí.

   Ahora estoy solo. Completamente. Mi madre no soportó demasiado tiempo más. Y eso es lo peor que te puede pasar en Dubai. En el mundo ya no queda justicia, y mi caso es un buen ejemplo.

   Cuando salgo a rapiñar, encuentro caviar en la basura. Manjares de los más apetecibles. Y la gente los tira como si no fuera nada. Como su comida de cada día.

   Caminando por la calle, buscando cobijo para dormir otra noche, encuentro Lamborghinis, Ferraris, Porches, conduciendo a toda pastilla. Veo tigres y leones atados como perros. Veo a gente quejándose de no haber conseguido el anillo de oro blanco que “necesitaban”. Y me indigno.

   Mientras todo eso pasa, yo muero de hambre, durmiendo en el sólido suelo mientras observo ventanas en las que hay personas durmiendo sobre colchones mullidos.

   Mi vida consiste en no morir. Aunque sé que tengo los días contados. Que no aguantaré mucho más.  Y aunque lo consiguiera, pronto estaré loco. Loco de atar.

   Cuando era pequeño le robé un cono de helado a un niño. Yo no sabía que estaba mal, y me lo llevé, disfrutando por primera vez en bastante tiempo de placer. Mamá me reprendió con la mirada. El niño empezó a llorar sobre sus zapatos de diseño. Su padre se acercó a mi madre y le dio una bofetada, y me quitó el helado de la mano. Yo me enfadé.

– ¡No pegues a mi mamá!

– Apártate, imbécil. Si no le hubieras robado a mi hijo esto no habría pasado. Deberías disculparte ante tu madre.

– Pero yo no he hecho nada malo…- y rompí a llorar como el crío ingenuo que era.

– Has contaminado el helado de mi niño.

– ¡No es verdad!

   El hombre se fue, llevándose por la muñeca a su mujer y a sus cuatro hijos. Yo miré a mamá. Ella me devolvió la mirada, entre avergonzada y enfadada.

   Esa fue la última vez en la que experimenté placer. Y me costó caro: un recuerdo imborrable. Pero creo que valió la pena.

   Mamá.

   No puedo pensar en ella. No puedo pensar en nada. Debería concentrarme en el presente, y seguir buscando un callejón mejor. El pasado es como una herramienta de tortura. Pero si sigo pensando en mí, en cómo soy, no podré evitar mirar atrás.

   Así que rompo el espejo.


BRUJA por Mireia Mejías (2ºB)

Volvía a respirar su aire. Volvía a pasearse por las calles manchadas de sangre y humillación. Volvía para vengarse, para hacer justicia. Volvía para hacer sufrir tal y como había sufrido ella.

Se detuvo delante de la casa pintada de amarillo. Los Garroway. Las llamas aún no se habían desprendido de su cuerpo. Miró por las ventanas. La familia dormía, incapaz de imaginar la desgracia que estaba a punto de caerles encima. Entró sin hacer ruido alguno, y buscó por todas las habitaciones a su víctima.Y la encontró. Durmiendo, plácidamente, en la cama de sábanas blancas y calentitas. El cabello largo y ondulado, de color chocolate, le caía por el rostro pálido y angelical. Podía notar su respiración rítmica y pausada; sonrió al imaginarse sus pequeños pulmones dejando de respirar. Pasó las manos por su camisón gris, absorbía el calor de la pequeña Hellen hasta dejarla fría como el hielo. Se recostó en la cama, a su lado, y empezó a recitar con murmullos suaves y gélidos:

– Tú eres Hellen, ¿verdad? Hellen Garroway- la niña no parecía darse cuenta de su presencia.- Probablemente nunca te hayan contado la historia de tu antepasado, William Garroway. Era médico. Vino a este pueblo para investigar los misteriosos sucesos. Sucesos relacionados con la brujería. Mi abuela era curandera, hacía ungüentos y curas con hierbas y flores. Tenía un libro, un libro muy valioso, que se había transmitido de generación en generación entre las mujeres de nuestra familia. William y sus investigadores encontraron el libro en mi posesión, y me acusaron de brujería. Tenía doce años… imagina que, a tu edad, te condenan a morir quemada…- la ira empezaba a hervir en su sangre- enmedio de las llamas, oí una voz. Satán. Prometió salvarme y poder vengarme… únete a mi señor, pequeña Hellen.

De repente, los ojos de la niña se abrieron. Eran de un color precioso: una mezcla de gris y azul con pinceladas café. Podía notar el pánico y el miedo en sus pupilas.

-¡Mam…!- empezó a gritar, pero no hubo tiempo de pedir más auxilio.

El fantasma de la bruja extendió sus horrible garras, negras y afiladas: su herramienta mortal. Las hundió en el pecho de la niña, que se retorcía de dolor mientras la sangre teñía de rojo la cama.

-Sálvate… únete a mi señor… él te regalará la inmortalidad, la eterna juventud, la belleza… tendrás poder y riquezas…- siseaba la bruja.

Hellen extendió la mano hasta alcanzar el rostro de su asesina, y su cuerpo sólido se desvaneció. Un remolino negro atravesó la ventana, rompiendo los cristales, y supo que otra alma había descendido al infierno.

La puerta se abrió, y Daniel Garroway irrumpió en la habitación. Se quedó congelado al ver la cama de su hija mojada de carmesín y la horrible criatura que lamía la sangre.

Su cabello era del rojo fuego, como las llamas de su condena. Los ojos no tenían color, simplemente eran pozos de maldad, locura y desesperación. La piel, de un gris pálido, lucía como si la hubieran desgarrado una manada de lobos con sus colmillos; era toda cicatrices, pedazos de carne cosidos con hilo negro como la noche. De sus manos huesudas salían unas garras, de medio metro, oscuras y brillantes como la obsidiana, cubiertas de sangre que goteaba lentamente. Vestía una túnica larga y de tela pesada.

-¿Quién eres?-preguntó Daniel, aterrorizado.

-¡Tu antepasado me hizo arder en la hoguera, ahora tu hija lo hará en el infierno!

-Hellen… ¿qué le has hecho?

-Duele, ¿verdad? El ver a alguien que amas morir de esa manera. ¡Imagina a mi pobre abuela!

-¿Quién eres? 

Rió; una carcajada profunda y gutural.

-Mary Ritterpyre, la legendaria bruja de la hoguera.  

Categories: Expressió escrita, General | Etiquetes: , , , | Deixa un comentari

Expressió escrita

Aquest any a 1r d’ESO fem una matèria que és “Espressió escrita” en la que, una setmana en castallà i una altra en català, es repta a l’alumnat a escriure d’alguna manera original.

La setmana passada se’ls va mostrar una fotografia i se’ls va proposar escrire un microrelat en català inspirant-se en la imatge.

A continuació us posem la fotografia  i el relat de l’alumna Núria Civit de 1r B:

foto

V² = EL VAIXELL DEL VENT

—Mira, mira quina forma que té aquesta! —va dir de sobte la Sarah.

—A veure? Jo ja en tinc quatre de ben especials, també —digué en Marc.

A la Sarah i al Marc els agrada anar al bosc cada tarda después de l’escola. Juguen a buscar fulles amb formes… especials. De sobte, buff! El vent va aixecar unes quantes fulles d’una revolada i la Sarah les va observar atentament.

—Mira, Marc! —va cridar—. No li trobes alguna cosa estranya a aquest remolí?

—Mmm… Doncs ara que ho dius, sí que és estrany, té forma de vaixell.

—Tinc una idea! Posa-li un nom, així serà el nostre remolí del bosc.

—D’acord! Li diré… El vaixell del vent. Mmm… V²!

Categories: Expressió escrita, General | Etiquetes: , , , | Deixa un comentari

BENVINGUTS A LA NOVA TEMPORADA DE L’ESBÓS 2016-2017!!

cap5 28

cap5 28

 
POSA-HI LA TEVA EXPERIÈNCIA, EL TEU NEGUIT, LA TEVA MÚSICA!!
Categories: General | Etiquetes: | Deixa un comentari

Holograma

Com a activitat de l’any internacional de la llum (2.015) uns alumnes de Tecnologia de 4t ESO han estudiat els HOLOGRAMES i els han mostrat a tothom. Aquí teniu la reacció dels companys de P5

 

Categories: General | Etiquetes: , | Deixa un comentari

Assemblea de representats d’Escola Verda

El passat mes de desembre va tenir lloc l’Assemblea que la Comissió d’Escola Verda prepara cada curs.

Van assistir els delegats verds de cada classe des de 4rt EP fins a 2n de BAT, representants de l’equip directiu i de l’AMPA, així com la Comissió encarregada.

Aquest any van analitzar cinc blocs de propostes extretes del sondeig realitzat en les diferents classes pels delegats d’Escola Verda, per a escollir el tema sobre el qual treballarem aquest curs.

Els blocs més escollits van ser el reciclatge de material i llibres i l’estalvi energètic dintre del centre.

El següent pas serà passar un resum als delegats perquè ho puguin treballar a les classes i d’aquí sortirà l’actuació a treballar durant el tercer trimestre.

Categories: General | Etiquetes: | Deixa un comentari

Contes gens infantils (II)

Per Mònica Sánchez, Miguel Cruces i Jana Despriet

Conte Personalitzat

Era la nit de noces, havia canviat de cua escamosa a cua de tela, per fi podia gaudir bé d’uns peus caminant per la platja, sentint la sorra aferrada a la punta dels dits.

Uns mesos més tard, em vaig fer una prova d’embaràs ja que presentava tots els símptomes, i tal i com esperàvem va donar positiu. Durant un temps vam condicionar la casa pel petit, que esperàvem amb molta il·lusió. Tot anava sobre rodes i cada vegada quedava menys pel dia esperat, ja sabíem el sexe del nadó, seria nena i li posaríem el nom de Lia. Continua llegint

Categories: General | Deixa un comentari

Us oferim l’ESBÓS de nou

Un cop acabada Santa Tecla, fem el nostre tret de sortida: obrim el llum de l’ESBÓS perquè hi aboqueu tots els entra-i-surts que vulgueu, perquè amb les vostres mirades i desitjos us la feu vostra! Un cop més, l’ESBÓS per i per a vosaltres.

Poema objecte,1967

Categories: General | Etiquetes: | Deixa un comentari

nadal2014

Categories: General | Etiquetes: | Deixa un comentari

Obrim-la un altre cop!

Amb la mateixa voluntat de sempre, us oferim la pàgina de l’ESBÓS per als vostres entra-i-surts! La clau de l’expressió dels desitjos i neguits, de les propostes i dels pensaments… Aprofiteu-la i gaudiu-la!

brossa-clau

Categories: General | Etiquetes: | Deixa un comentari

Comiat de 2n BAT (Promoció 2014)

El divendres 16 de maig vàrem acomiadar els alumnes de 2n de Batxillerat de la promoció d’enguany. Va ser un acte molt emotiu.

Imatge

En el transcurs de l’acte es van lliurar els premis de l’AMPA als millors treballs de recerca. Els guanyadors són Rosa Mañé, Judit Giró i Gerard Tortajada. Enhorabona!!

Imatge

Categories: General | Etiquetes: , | 1 comentari

Sant Jordi 2014

Juga amb la GALÀXIA SANT JORDI:

100 recomanacions per llegir o per regalar aquest Sant Jordi

 

Categories: General | Etiquetes: | 2 comentaris

Els Esbossaires us desitgem un Bon Nadal

FelicitacioNadal

Categories: General | Deixa un comentari

El més recent

A REDACCIÓ DIGITAL, Marta Maduell fa el segon lliurament de Però tu vols viure de la música?, ara parlant-nos de les activitats extra-escolars; Josep Solé, Gerard Jané i Esther Bueno fan bones reflexions a Ensenyar a morir és ensenyar a viure. Llegiu-vos les molt bones aportacions per als emprenedors de 3r d’ESO del suggerent projecte Com fer la primera pela?

A MIRADES, l’Helena Despriet ens mostra una mirada abstracta.

A FICCIÓ, Dolors López inicia una trajectòria poètica amb PareMarta Gegúndez, Laura Guinovart i Ma Ángeles Monzón, ens relaten una història ètica: Un últim brindisla Lídia Cortés continua amb L’àtic del pànic la seva característica antologia de contes meravellosos; l’Alba Martín, amb el 4t capítol d’Alice en el país de las pesadillas, segueix creant una bona intriga que difícilment abandonarem.

A OUTDOORS, les celebracions de la Setmana de la ciència, el Taller de prevenció de la violènciala trobada amb el Sr Arquebisbe i l’excursió al Montsant del GR-43002.

Categories: General | Deixa un comentari

Després de Santa Tecla, el tret de sortida!

Un cop acabades les Festes de Santa Tecla, tret de sortida! Iniciem la nova etapa de la revista, amb el desig que fructifiqui com l’anterior! El seu objectiu continua ben intacte: són els entra-i-surts dels alumnes, els seus desitjos i neguits, les seves propostes i els seus pensaments…, expressats lliurement.

Així, doncs, entrem-hi!

“POEMA”
Els poemes de Joan Brossa
Els poemes de Joan Brossa Entrada

A B C D E F G H I
J K L M N O P Q R
S T U V W X Y Z

Sortida.

Els poemes de Joan Brossa
Els poemes de Joan Brossa

  “POEMA” – Joan Brossa

Categories: General | Deixa un comentari

Ja és Sant Joan! Fins al setembre!

Fins aquí: les expectatives més que superades, amb escreix. Cal felicitar-nos pels més dels cent entra-i-surts dels més de cinquanta esbossaires, magnífics i sempre presents. Tots aquests entra-i-surts quedaran i es podran rellegir les vegades que calgui. Ha estat una primera etapa, però el recorregut és llarg.

Ara, Per Sant Joan, l’Esbós s’atura, però, ara també per Sant Joan, les fogueres revitalitzaran el nou setembre esbossaire. Renovant sempre, el nou curs de l’Esbós oferirà novetats, no us les perdeu!!

Molt bon, i ben merescut, estiu!! Sigueu feliços… i fins al setembre!!

bonEstiu

Categories: General | Deixa un comentari

Crea un lloc web gratuït o un blog a Wordpress.com.